MATERIALS AND FINISHING

ACERO INOXIDABLE AISI 316L

El acero inoxidable AISI 316L es una aleación austenítica. Se distingue de otros aceros inoxidables por el alto porcentaje de molibdeno que le confiere una resistencia especial a la corrosión por picadura y la corrosión por tensión. En este tipo de acero inoxidable se aumenta la presencia de níquel para garantizar la estabilidad. Además, la “L” en la definición indica bajas emisiones de carbono y, de hecho, la cantidad es menor o igual al 0,03%. Esta característica prolonga el tiempo de precipitación de los carburos de cromo y evita el riesgo de corrosión intergranular durante el proceso de soldadura.

Descargar ficha técnica del material Acero Inoxidable AISI 316L

ALUMINIO EN-AW 6060

La aleación de aluminio 6060 es una aleación que se puede tratar con calor de resistencia media, ligeramente inferior a 6005A. Tiene muy buena resistencia a la corrosión, muy buena soldabilidad y buena conformabilidad en frío. Se usa comúnmente para cortes transversales complejos y tiene una respuesta de anodización muy buena.

Descargar ficha técnica del material Aluminio EN-AW 6060

POLIAMIDA 6

La Poliamida 6 es una resina termoplástico de alta resistencia mecánica, con excelente tenacidad al impacto y alta resistencia al desgaste y la abrasión. Clasificado como autoextinguible de clase UL 94V-2, no emana gases tóxicos, es un material seguro, prácticamente indeformable y muy duradero.

Descargar ficha técnica del material Poliamida 6

COBRE

El cobre es un metal dúctil y maleable, reconocido por su robustez y resistencia contra la corrosión. El cobre es un metal dúctil y maleable, reconocido por su robustez y resistencia contra la corrosión. Cuando se expone al aire, se oxida y crea una capa de protección, llamada pátina, cuya composición y color varian según el cambio de las condiciones atmosféricas.  Se ha demostrado que este óxido le da al cobre propiedad antimicrobiana: más del 99,9% de las bacterias sobre la superficie del cobre mueren dentro de 2 horas.

Descargar ficha técnica del material Cobre

CUERO

El cuero auténtico es un material muy resistente y se caracteriza por ser muy elástico, ligero y suave. Tiene propiedades de aislante térmico. El cuero auténtico es un producto precioso y natural,  por lo tanto las marcas e imperfecciones que se notan, como por ejemplo arrugas y venas, y las diferencias de color son elementos distintivos que exaltan su belleza y preciosidad.

MADERA

La madera es un material ligero y resistente de origen vegetal, es un buen aislante y retiene la humedad. Las principales propiedades físicas de la madera son la resistencia, la dureza, la rigidez y la densidad. La madera pura es un producto precioso y natural que se puede regenerar y reciclar totalmente. Las marcas, las venas y las diferencias de color son elementos distintivos que garantizan su autenticidad.

COBREADO

El cobreado se obtiene a través de un procedo de depóisto de una hoja de cobre sobre diferentes metales con objetivos funcionales y decorativos. El cobre es un elemento químico de alta conductividad térmica y eléctrica, es antibacteriano, resistente, dúctil y no magnético.
El acabado cobreado tiene un revestimiento de cobre sin barniz. A lo largo del tiempo el cobre cambia de color naturalmente y pasa de un color bronce brillante a tonos más oscuros de azul y después de verde al pasar de varios años. Este cambio de color, debido a la oxidación natural llamada “pátina”, no afecta sus propiedades antimicrobianas que permanecen constantes.


AMC

pba ANTI-MICROBIAL COATING (AMC) es un tratamiento antimicrobiano basado en la tecnología de iones de plata, que inhiben la proliferación de gérmenes y bacterias.
Muchos estudios muestran que este tratamiento reduce en superficies de acero inoxidable y aluminio los patógenos multirresistentes en medida de 99,99%.

Descargar Brochure Anti-Microbial Coating (AMC)

PVD

La tecnología P.V.D. (Physical Vapor Deposition) consiste en un recubrimiento metálico realizado en condiciones de alto vacío, sobre sustratos de varios tipos. El metal con el que se realiza el recubrimiento se lleva al estado de vapor dentro de una cámara de vacío donde se alcanzan valores de presión hasta 10-3 Pa y donde el metal vaporizado, sometido a ionización parcial, es atraído hacia la superficie de las piezas, que llevan una carga eléctrica positiva. Por lo tanto se produce un fenómeno de deposición en el vacío similar al que se produce por un medio líquido en los baños galvánicos. El recubrimiento PVD está especialmente indicado para todos los productos de alta calidad que tienen que garantizar elevadas caractéristicas químicas y técnicas (resitencia a la abrasíon, al rayado y a la corrosión) y al mismo tiempo tienen que ofrecer una amplia gama de colores. El procedo PVD es seguro, limpio y respetuoso con el medio ambiente: en ninguna etapa del proceso se producen residuos contaminantes y tóxicos que puedan afectar al medio ambiente.